Especial de navidad: villancicos ciudadanos en defensa de la ciudad y del centro histórico de Bogotá, Colombia

Diciembre 7 de 2013

Por: Camilo Vargas Rincón

Derecho a la Ciudad Flacso-Ecuador estuvo en las calles del Centro Histórico de Bogotá, lo recorrió y esto fue con lo que se encontró: un mosaico de villancicos ciudadanos que nos muestran una vez más las distintas vías para vivir y luchar en la ciudad, ante proyectos de intervención urbana cuya apuesta, al parecer, es desligarse del trabajo colectivo con sus residentes y dotar a la planificación estratégica de herramientas contundentes para formular territorios desde el escritorio.

Contundente ha resultado el proceso comunitario de los vecinos y vecinas del Centro Histórico de Bogotá, quienes no están de acuerdo con la forma en que se ha venido formulando el proyecto Ministerios (Un proyecto que pretende adecuar predios y el suelo colindante al Capitolio Nacional de Colombia y al palacio presidencial para uso de sedes institucionales). Por medio de manifestaciones, toma de calles y actividades cívico-populares se ha demostrado que la ciudad, y en este caso, el centro de la capital colombiana no puede seguir planificándose al margen de los modos de vida y la producción social del espacio, donde claramente se encuentran quienes residen y trabajan en lugares estratégicos de la ciudad, como lo demuestra el sector Centro Administrativo de La Candelaria.

A propósito de las festividades de fin de año que se avecinan, marchantes, estudiantes y propietarios de los negocios comerciales y viviendas afectadas por el proyecto proclamaron su voz en un solo y enérgico villancico: ♫ Ven ven ven, ven a nuestra marcha vecino ven a nuestra marcha, no tardes tanto no tardes tanto vecino ven, ven, ven ♫ Una consigna que durante todo el recorrido puso en jaque la cotidianidad de la rutina diaria, esa que hace de los transeúntes baluartes de la “desatención cortés”, concepto acuñado por el sociólogo Erving Goffman, y que hace referencia a cuando “dos personas pasan una al lado de la otra en la calle. Ambas intercambian una breve mirada, captando rápidamente el rostro y la forma de vestir de la otra. A medida que se acercan y en el momento en que se cruzan tuercen la mirada evitando los ojos del otro. Lo que aquí ocurre sucede millones de veces cada día en las pequeñas y grandes ciudades del mundo”.

DSC07895

Ya vamos por la Avenida Caracas, y adelante de los articulados, pausados en esta ocasión por la incómoda marcha navideña, el Comité del Centro continúa la novena cantando: ♫ Pero mira como roban Virgilio (Empresa de Renovación Urbana Virgilio Barco S.A.S) y sus amigos, pero miran como roban al ver al centro vacío…roban y roban y vuelven a robar, Virgilio y sus amigos nos quieren es tumbar…roban y roban y vuelven a robar, el Comité del Centro nunca se va a dejar ♫

A falta de velitas, buñuelos y natilla los marchantes deciden hacer un descanso, un pequeño plantón que se toma todo el cruce de la Avenida Caracas con Avenida Jiménez, formando un polígono que tapa el acceso vehicular en todos sus sentidos.

“Invitamos a todos los vecinos a participar en la movilización, por la defensa de la vivienda y el trabajo. No queremos el proyecto Ministerios, queremos tener un trabajo digno, una vivienda digna y una vida digna; nos oponemos rotundamente a este proyecto que quiere acabar con nuestro barrio. El Centro no se vende, el Centro se defiende”.

DSC07915

“Nosotros no estamos de acuerdo con esta renovación urbana porque fue una renovación urbana que no nos tuvo en cuenta, que no nos preguntó a nosotros si queríamos irnos de nuestras casas, si queríamos cambiar nuestros negocios, o si queríamos cambiar nuestro empleo. Nosotros queremos que se nos respete de manera justa y que se nos reconozca. Renovación urbana es puro cuento, eso es otra forma de desplazamiento”

Continúa el ven ven ven. Vuvuzelas, pitos y pancartas acompañan esta velada navideña, reunión diurna que utiliza su pesebre urbano como espacio de apropiación y rechazo a la ciudad de la exclusión.

“Señor presidente Santos, cuando lo elegimos lo aceptamos como vecino. Hoy en día nos quiere quitar las casas a unos precios irrisorios para entregárselo a las multinacionales, para que hagan grandes centros comerciales, hoteles y demás…a nosotros nos están robando nuestras casas, nuestro trabajo, nuestro pasado, nuestro presente y nuestro futuro. Y ojo bogotanos, hay veintinueve planes de renovación urbana en Bogotá, donde nos van a quitar nuestras casas a precios miserables para construir viviendas de estrato 6 para arriba. El gobierno Santos nos quiere quitar todo lo que hemos hecho en nuestras vidas…apóyenos con nuestra causa por que mañana les va a tocar a ustedes”.

DSC07952

Seguimos caminando por la Avenida Jiménez en dirección hacia la carrera séptima, donde se espera el encuentro con otra manifestación, la de los campesinos y campesinas que muestran el incumplimiento y desentendimiento del Gobierno con el agro colombiano. Ciudad y campo en un solo evento social por la defensa de los territorios y la soberanía de las prácticas tradicionales. A la altura de la carrera séptima todo se vuelve difuso, los villancicos son silenciados por los robocops del ESMAD y la fuerza pública, quienes sentencian que tenemos 5 minutos para “destapar la Jiménez” y dar paso al J72 de las Aguas.

DSC07926

Ni Las Aguas ni el Centro se venden

DSC07928

Sin embargo, con el pasar de los minutos y la confluencia masiva de los manifestantes (campesinos, estudiantes, trabajadores y profesionales de la salud) en ese punto del centro, la calle se vuelve irrecuperable y vuelve a ser una vez más epicentro de la exigencia ciudadana:

“Nosotros le exigimos al Gobierno en primera instancia que pare este proyecto, porque es imposible sentarse usted a dialogar y a proponer, a transformar el modelo de ciudad cuando usted tiene una soga al cuello…nosotros no nos oponemos a la renovación urbana, creemos que es necesario transformar la ciudad, si los modelos productivos y si la tecnología avanzan las ciudades también pueden avanzar, pero no puede ser bajo el esquema actual. El esquema que proponemos es que la ciudad se desarrolle para los intereses de los colombianos, que se desarrolle la industria nacional, que se fortalezca el trabajo nacional y se cree una infraestructura para avanzar y conectar regiones, y no para las multinacionales que vienen a asentarse acá”.

Frente al urbicidio de la ciudad (problemática expuesta por Fernando Carrión) se encuentra al derecho a la ciudad, una referencia conceptual y de acción, misma que da vida y presencia a los procesos colectivos enmarcados en las luchas vecinales por los barrios, por las prácticas residenciales y comerciales de base. Frente a la exclusión generada por la planificación estratégica de escritorio una inclusión cívico-popular desde el trabajo mancomunado de la base social, que requiere trabajar de la mano con la academia comprometida y los organismos (nacionales e internacionales) conscientes de que el cambio urbano es la revolución urbana, una construcción de la ciudad con sus habitantes.

Y el gozoso: Oh sapiencia suma del vecino soberano que a nivel de un niño te hayas rebelado. Oh divino ciudadano ven para enseñarnos la lucha que hace verdaderos sabios, ven a nuestras calles ven no tardes tanto…

DSC07944

Anuncios

3 pensamientos en “Especial de navidad: villancicos ciudadanos en defensa de la ciudad y del centro histórico de Bogotá, Colombia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s